1607436537_555816_1607438687_noticia_normal

LA REVOLUCION DEL TRABAJO DIGITAL 

    Adaptarse al nuevo reto

 

La pandemia ha traído consigo nuevos modelos de negocio y formas de trabajar que muchas empresas han incorporado a su negocio. Las casas se vuelven más tecnológicas y adaptadas al trabajo diario. Muchas empresas se dedicarán a solucionar las necesidades de trabajar desde casa. La casa cambia de ubicación. Hoy se puede vivir fuera de una gran ciudad, trabajar igual y generar mismo valor. La ubicación física pasa a un segundo término para las empresas, pero a un primer término para los trabajadores. 

La productividad ya no depende de un jefe que te revise, ahora es por medio de plataformas que te ayudan a medir resultados, KPI’s y tiempos eficientes. La forma de contratar personal se replantea. Contratar al mejor del mundo hoy es más fácil, económico y eficiente. No habrá diferencia entre contratar personal local y extranjero. Hoy todos somos globales.

Las empresas que no inviertan por lo menos 10% en nuevas tecnologías desaparecerán. La empresa tradicional llegó a su fin en el 2020. Ya solo queda esperar a su muerte definitiva. Con recursos limitados las empresas requieren más certidumbre y mejores inversiones. Una empresa tecnológica, nueva y fresca hoy, puede desbancar a una que lleva haciendo lo mismo en los últimos 50 años.

Los comercios no han tenido más remedio que adaptarse y digitalizar como ofrecen sus productos o servicios a través del comercio electrónico. Durante esta pandemia los clientes han preferido comprar a través de internet sin tener que salir de casa. Ahora mismo si los clientes tienen alguna pregunta sobre el producto o algún problema técnico prefieren hacerlo por teléfono o chat en vez de presencialmente. Esto no solo ha forzado a las empresas ha mejorar sus canales de venta directa a través de internet sino también a mejorar y hacer más eficiente su sistema de comunicación para ofrecer el mejor servicio al cliente.

La innovación, la tecnología, lo natural y el pensamiento lateral son la base de la nueva realidad. Seguir haciendo lo mismo sin replantearse en el 2021 es ir directo al desfiladero. Todos están a tiempo de encontrar nuevos caminos. Las directrices están definidas. Simplemente hay que encontrar las nuevas rutas personales o empresariales.

Así pues, algunas industrias como las telecomunicaciones han trabajado sin descanso para poder facilitar mejores sistemas de comunicación proporcionando soporte y herramientas que puedan hacer frente al aumento de demanda online que están recibiendo las empresas. 
Estas nuevas soluciones que han ido introduciendo las empresas durante 2020 se convertirán en una necesidad durante el 2021 ahora que los consumidores las demandan cada vez más y más. Es por ello que el uso de una solución de comunicaciones económica y eficiente para su empresa es esencial para mantenerse conectado con sus clientes y potenciar su servicio al cliente.